Horno Lainox
Mod. Neo

 

 

COCCIÓN LENTA Y MANTENIMIENTO A TEMPERATURA

El control de la temperatura y su mantenimiento dentro de los valores predefiidos permiten preparaciones que protegen no solo el gusto y el sabor, sino también la jugosidad y la textura de los alimentos para conseguir resultados realmente apasionantes.
Esta función es muy sencilla de usar y es perfecta para mantener calientes los  alimentos durante el servicio, ayudando a mejorar la preparación y la organización.
Este  cliclo puede usarse también en pasteleria para derretir el chocolate o confitar la fruta.

ABATIMIENTO POSITIVO +90 / +3°C

Permite que el centro del producto alcance rápidamente una temperatura de +3°C, reduce la evaporación natural del producto manteniendo la humedad del mismo y  evita la proliferación bacteriana después de la cocción.

CONGELACIÓN  +90 / -18°C

Permite que el centro del producto alcance rápidamente una temperatura de -18°C , manteniendo intactas la estructura y la consistencia del producto.
La congelación rápida permite comprar los productos en el momento de máxima frescura, maduración y disponibilidad en el mercado y conservar intactas todas las peculiaridades de éstos.
Gracias a un flojo de aire controlado a -40°C, se puede mantener en el tiempo las calidades de un producto fresco.

DESCONGELACIÓN

Poder controlar y determinar la descongelación de un producto significa mantener intactas las características organolépticas y optimizar las reservas, evitando desperdicios.
La descongelación se realiza con la máxima seguridad alimentaria, mediante la reabsorción lenta del agua microcristalizada en el interior de los alimentos.
Es el ciclo ideal para productos que se deben servir crudos o frescos, como el pescado o productos de pasteleria, ya que no daña la estructura molecular.

FERMENTACIÓN CONTROLADA

La flexibilidad de producto “just in time” es la mejor manera para optimizar los recursos, gestionar el tiempo y satisfacer la variabilidad de las solicitudes.
Se puede elegir una fermentación directa o programada: se prepara, se deja fermentar, se mantiene la fermentación y se decide programar la fase de cocción.
Todo ello con un control preciso de la humedad para obtener un resultado siempre perfecto.

 

 


Ficha Técnica